Escuchar audio

Para enfrentar al cambio climático debe comenzarse desde la educación para generar compromisos      

 

 

 

*  Visión sectorizada del medio ambiente ha sido la limitante más severa para la construcción de una política pública ambiental efectiva  

 

*  Expertos discuten desde la perspectiva de las ciencias formales, naturales y sociales el cambio climático

 

 

 

Por Antena Radio / 3a. Edición  / Sección Medio Ambiente, ¿Qué puedo hacer yo?, con Francisco Calderón Córdova / IMER - Horizonte 107.9 FM, - 1220 AM y - Radio México Internacional (a todo el mundo) / Ciudad de México /  12 de octubre de 2015.

 

 

 

A partir del día de hoy –lunes 12 de octubre- y hasta el próximo viernes 16, en distintas sedes académicas y científicas del país se está realizando el 5to. Congreso Nacional de Investigación en Cambio Climático. Expertos nacionales e internacionales de institutos de investigación, de universidades públicas y privadas, asociaciones civiles, medios de comunicación y quienes desde distintas perspectivas nos estamos ocupando de analizar el fenómeno del cambio climático, dialogaremos sobre este tema que, por cierto, habrá de ocupar la atención mundial durante la próxima Conferencia de las Partes de la Convención Marco de Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP 21), a realizarse en París del 30 de noviembre al 11 de diciembre próximos.

 

 

Con una convocatoria creo que nunca antes vista, el 5to. Congreso Nacional de Investigación en Cambio Climático acontecerá simultáneamente en recintos de prestigiosas instituciones, como lo son: la Universidad Nacional Autónoma de México; el Instituto Politécnico Nacional; la Universidad Iberoamericana de Puebla; la Universidad de Ciencias y Artes de Chiapas; la Universidad Autónoma de Chiapas; la Universidad del Caribe; el Centro Occidente de Colima; la Universidad Autónoma Metropolitana; la Facultad de Estudios Superiores de Acatlán; el Instituto de Ciencias del Mar y Limnología de Mazatlán, de la UNAM), y; en la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (FLACSO). 

Especialistas nacionales e internacionales discutirán, desde la visión de las ciencias formales, naturales y sociales, uno de los retos más formidables y apremiantes del presente: el cambio climático.

He tenido el enorme privilegio de ser invitado –el próximo miércoles 14 de octubre- al auditorio Nabor Carrillo, de la UNAM, para abordar el tema del cambio climático desde la perspectiva de la participación ciudadana. Preparar esta charla me ha llevado a la revisión de lo que –en su momento- fue la conformación de un instrumento innovador en la gestión de las políticas públicas de medio ambiente y recursos naturales en México: los consejos consultivos para el desarrollo sustentable. Estos órganos de participación ciudadana y de concertación social, creados en abril de 1995 al interior de la entonces recién creada Secretaría de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Pesca (Semarnap), fueron –en mi opinión- una respuesta contundente y positiva a lo que la Organización de las Naciones Unidas recomendó, en 1992, a todos los países en su Principio 10 de la Declaración de la Cumbre Mundial de Río de Janeiro.

De manera muy acertada, la entonces Semarnap convocó a los sectores académico, social, privado, no gubernamental y gubernamental en todo el país, a fin de que, conjuntamente, construyeran y valoraran las decisiones a tomar en materia de política ambiental en los ámbitos nacional y local. En sus distintos momentos, los Consejos Consultivos para el Desarrollo Sustentable fueron espacios que, sin lugar a dudas, aportaron al fortalecimiento del sector; sin embargo, justamente esto, considerar a la materia ambiental como tema de un solo sector de la actividad gubernamental, ha sido –en mi opinión- su limitante más notable hasta nuestros días. 

Sí, ha existido relativa participación de los representantes de la sociedad en decisiones relacionadas con las actividades forestales, con las áreas naturales protegidas o con la salvaguarda de la fauna silvestre –por mencionar algunas actividades sectoriales-; pero, por otra parte, su injerencia en temas cruciales desde el punto de vista del cambio climático (como la generación de energía, la agricultura o el transporte), hasta donde conozco ha sido prácticamente nula. 

 

 

En consecuencia, creo que para ampliar verdaderamente las bases de la participación ciudadana y, sobre todo, para transversalizar el conocimiento y permear el compromiso social en materia de protección del medio ambiente, es necesario incidir decididamente en todos los niveles de la educación y formalizar estándares en todos los sectores de actividad de la gestión gubernamental y privada.

Pero también, todos los medios de comunicación debieran estar contribuyendo a la transformación de patrones de producción y de consumo no sustentables, así como al fomento de acciones –hoy ya urgentes- para la adaptación y la mitigación del cambio climático.

 

Diversidad Ambiental ©, es una publicación virtual de Paco Calderón