Escuchar audio

Una tercera parte de la población urbana en el mundo, habita en barrios de "infraviviendas"

 

En las décadas por venir presenciaremos el agravamiento de los problemas derivados de la demanda de vivienda digna, acceso al agua potable y drenaje

 

En el Día Mundial del Hábitat, la ONU urge a que tengamos "mejores ciudades, mejor vida"

 

Antena Radio / Edición vespertina / Sección Medio Ambiente, ¿Qué puedo hacer yo?, con el Lic. Francisco Calderón Córdova / 107.9 de FM y 1220 de AM, 4 de octubre de 2010.

 

Desde el año de 1985, la Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) acordó que el primer lunes del mes de octubre de cada año, se festejaría el Día Mundial del Hábitat. Esta conmemoración debiera invitar a todas las naciones del planeta a reflexionar sobre el estado actual de nuestros pueblos y ciudades, vinculado con el derecho básico a gozar de un medio ambiente adecuado para nuestro bienestar.

Este año, la ONU ha subrayado el tema de “mejores ciudades, mejor vida”. Se trata de fortalecer una visión colectiva de un mundo con centros urbanos sustentables, donde sean aprovechados los potenciales y las posibilidades, mitigada la inequidad y la desigualdad, y –sobre todo- donde gente de todas las culturas y edades, ricos y pobres, pueda tener un hogar seguro.

 También, la fecha es un recordatorio al mundo sobre la responsabilidad colectiva de cuidar y de garantizar la salud del hábitat humano, para su pleno goce por parte de las generaciones presentes y las futuras.

 

A la salida de la escuela en Bangkok, Tailandia

 

 Hace dos años -en 2008-, por primera vez en la historia de la humanidad, la población urbana superó a la población rural en todo el mundo. Es decir, hoy más de la mitad de los seres humanos vivimos en ciudades; de éstos, un 84 por ciento habita en ciudades pequeñas o medianas, y un 5 por ciento de la población urbana vivimos en las llamadas “mega-ciudades” (como lo es la Ciudad de México).

 En nuestro país, fue a finales de los años cincuenta cuando la mayor parte de la población se asentó en áreas urbanas. Cinco décadas después, la zona metropolitana del Valle de México –con alrededor de 22 millones de habitantes- es hoy una de las cinco urbes más pobladas y conflictivas del planeta; sólo es superada por la conurbación Nueva York-Filadelfia (con más de 30 millones de habitantes) y por Tokio-Yokohama (con cerca de 35 millones).

 De acuerdo con estimaciones del Fondo Monetario Internacional (FMI), al ritmo actual de urbanización se espera que para el año 2030 el 60 por ciento de los seres humanos vivamos en ciudades. Si hoy una tercera parte de quienes habitan en las grandes urbes, lo hacen en barrios con altos grados de marginalidad y carencias, en las décadas por venir presenciaremos el agravamiento de los problemas derivados de la demanda de vivienda digna, acceso al agua potable y drenaje, así como de todo tipo de servicios públicos.

 La ONU estima que hoy más de mil millones de seres humanos habitan en barrios de “infraviviendas” (suburbios donde no están garantizados los servicios públicos mínimos) y que, para el año 2020, alrededor de 400 millones de personas más engrosarán esta cifra.

 

 

 Es por todo esto que urge que pongamos manos a la obra, para que en México podamos construir mejores ciudades y alcanzar una mejor calidad de vida. En la Expo Mundial de Shanghái 2010, donde ahora mismo la ONU celebra la Semana Mundial del Hábitat, un grupo de mexicanos –tanto del sector público como del privado- está compartiendo con otros países su experiencia con un “desarrollo urbano integral sustentable” construido en el Valle de San Pedro, en Tijuana. Se trata de un enfoque innovador en la manera de ver el crecimiento urbano y de planear la construcción de las zonas habitacionales, buscando garantizar que exista equilibrio entre el hábitat humano y el medio ambiente.

 También en estos días, en la Ciudad de México, se está realizando el VI Congreso Internacional de Transporte Sustentable, donde se comparten y buscan soluciones a los graves problemas de movilidad en las grandes urbes y su contribución al cambio climático.  El ex-gobernador de Paraná y tres veces alcalde de Curitiba (una ciudad modelo en materia de transporte público y manejo de residuos sólidos), el brasileño Jaime Lerner, aseguró a la periodista Adriana  Alatorre que es posible que –con voluntad política y participación ciudadana- en sólo tres años pueden mejorar las condiciones de vida en la ciudad.

 De acuerdo con el especialista, las autoridades deben enfocarse a mejorar la movilidad urbana, el transporte público, el manejo de la basura, así como las relaciones de la población con el medio ambiente. Nosotros –los habitantes de las ciudades-, podemos comenzar por utilizar mucho menos el automóvil, separar nuestra basura y hacer un uso más eficiente de la energía. Asumir el propósito de modificar nuestros hábitos cotidianos –estimado radioescucha-, es una estupenda forma de conmemorar el Día Mundial del Hábitat.  

 

LAS URBES MÁS POBLADAS

Conurbación Tokio-Yokohama (Japón): 31.200.000

Conurbación Nueva York-Filadelfia (EE UU): 30.100.000

Ciudad de México (México): 21.500.000

Seúl (Corea del Sur): 20.150.000

Sao Paulo (Brasil): 19.900.000

Jakarta (Indonesia): 18.200.000

Conurbación Osaka-Kobe-Kioto (Japón): 17.600.000

Nueva Delhi (India): 17.360.000

Bombay (India): 17.340.000

Conurbación Los Ángeles-San Diego (EE UU): 16.700.000

El Cairo (Egipto): 15.860.000

Manila (Filipinas): 14.750.000

Calcuta (India): 14.300.000

Shanghai (China): 13.900.000

Lagos (Nigeria): 13.400.000

Buenos Aires (Argentina): 13.200.000

Río de Janeiro (Brasil): 10.800.000

Moscú (Rusia):12.200.000

Karachi (Pakistán): 10.900.000

París (Francia): 9.700.000

Nagoya (Japón): 9.000.000

Estambul (Turquía): 9.000.000

Pekín (China): 8.614.000

Chicago (EE UU): 8.300.000

Lima (Perú): 8.380.000

Londres (Reino Unido): 8.300.000

Teherán (Irán): 7.300.000

Hong Kong (China): 7.000.000

Madrid (España): 5.800.000

 

Diversidad Ambiental ©, es una publicación virtual de Paco Calderón / Av. Revolución 595, San Pedro de los Pinos, México 03800, DF / (52) 55 98 92 53