La educación ambiental debe ser flexible y ser vista como un proceso activo

“Constructores del Conocimiento” / Radio ciudadana 660 AM IMER
Ciudad de México
Viernes 10 Agosto, 2007

Programa transmitido el lunes 6 de agosto de 2007. 8-9 horas. Texto y fotografía: Francisco Calderón.

Este lunes 6 de agosto, en el programa “Constructores del Conocimiento”, del Instituto Mexicano de la Radio y transmitido a través de la 660 de AM, se contó con la participación del Lic. Francisco Calderón Córdova, Coordinador de Participación Ciudadana y Difusión de la Procuraduría Ambiental y del Ordenamiento Territorial del Distrito Federal (PAOT), para abordar diferentes aspectos de la “educación ambiental”. Por parte de la Academia de Ecología, A.C., se contó también con la presencia del Dr. Arcadio Monroy Ata, así como con dos especialistas de la Unidad de Investigación en Ecología vegetal, de la facultad de Estudios Superiores Zaragoza de la Universidad Nacional Autónoma de México.

Francisco Calderón comentó que la educación ambiental debe ser vista como un proceso activo y no como una disciplina concreta o rama específica de la ciencia, y que como tal ha sido parte intrínseca de prácticamente todas las culturas y sociedades en la historia. Si buscamos una definición moderna de lo que es la educación ambiental, subrayó, pueden sernos útiles algunos de los acuerdos alcanzados en diversos foros mundiales sobre el tema. Así, en el año de 1972, en Estocolmo, Suecia, se identificó el efecto de la acción humana sobre el entorno material y la importancia de la educación ambiental en la corrección de los problemas ambientales surgidos a partir de los estilos de vida contemporáneos. En el año de 1975, en Belgrado, Yugoslavia, se definieron metas, objetivos y principios de la educación ambiental; a saber, el principio de considerar los componentes naturales y los construidos por el hombre, como parte del medio ambiente; lograr que a través de la educación ambiental, la población mundial tenga conciencia del medio ambiente y se interese por sus problemas, y; desarrollar los conocimientos, las actitudes, las aptitudes, la participación y la capacidad de evaluación para resolver los problemas ambientales.

Más adelante –continuó explicando Calderón Córdova-, en 1977 y 1987, en la entonces Unión Soviética, se acordó la incorporación de la educación ambiental en los sistemas de educación y surgió una estrategia internacional para la acción en el campo de la Educación y formación Ambiental (1990-1999). En 1992, durante la Cumbre de la tierra, la Agenda 21 contempló, en su capítulo 36, el fomento y reorientación de la educación, la capacitación y la toma de conciencia ambiental. Destacan las conclusiones del Congreso Iberoamericano de Educación Ambiental, en Guadalajara, México, en 1992, donde se reconoció en carácter eminentemente político de la educación ambiental y su carácter de instrumento esencial para alcanzar una sociedad sustentable en lo ambiental y justa en lo social. Francisco Calderón dijo que no debemos considerar como negativo el hecho de que los temas ambientales se “politicen”, sino todo lo contrario; el que los temas ambientales estén dentro de la discusión pública es positivo, pues es signo de que hay interés y de que se está caminando en dirección de una mayor toma de conciencia al respecto.

Por otra parte, el vocero de la PAOT dijo que la educación ambiental debe llevarnos a la reflexión de cómo continuar con el desarrollo al mismo tiempo que se protege, preserva y conserva nuestro entorno y los recursos naturales del planeta. Dijo que no se debe caer en el error de considerar un esquema vertical y único de lo que es la educación ambiental, pues corremos el peligro de no considerar la diversidad misma del medio ambiente. Así, destacó Francisco Calderón, la educación ambiental debe tomar en cuenta los conocimientos locales y tradicionales de las diferentes comunidades del país, ya que éstas cuentan con conocimientos particulares sobre los ciclos y procesos naturales de su entorno específico.

Diversidad Ambiental ©, es una publicación virtual de Paco Calderón / Av. Revolución 595, San Pedro de los Pinos, México 03800, DF / (52) 55 98 92 53